Crítica al disco Wolrd on Fire de Slash

Crítica al disco World on Fire de Slash, Miles Kennedy and the conspirators.

Slash_-_World_on_Fire

Luego de amar profundamente el Apocalyptic Love y varias canciones del disco solista de Slash esperaba ansiosamente el lanzamiento de este nuevo disco.

Al escucharlo la primera vez me dije ¿Qué demonios es  esto? me sonó como un disco de hard rock genérico sin nada bueno, ni rescatable, ni una sola canción.

Por lealtad y terquedad, lo escuché y escuché muchas veces más. Ahora puedo decir que hay varias canciones rescatables empezando con World on fire.  Si bien no está a la altura de Anastasia ni de Promise, creo que va por ahí con Bad Rain. Lo cual es malo siendo posiblemente la mejor canción del disco. Luego me gusta mucho Bent to Fly.

Ahora todas estas canciones suenan mejor en vivo, porque creo que hay un grave y fundamental error en el disco: la mezcla. No soy ingeniero de sonido ni nada por el estilo, solo un humilde escucha cualquiera. Pero al escuchar con audífonos los discos anteriores, e incluso los discos de Guns n’ Roses, siempre daban la impresión de que que tenías a Slash tocando a tu mano derecha a un paso de distancia.

En el World on fire, Slash está parado a por lo menos 4 metros y es opacado por el resto de los instrumento y la voz de Myles. Ni siquiera en los solos parecen haberle dado el protagonismo que merece.

En fin, aun así un disco disfrutable pero que dejó mucho que desear.

En una época dificil de mi vida un libro me salvó

Tenía yo que hacerme de una nueva vida. Pero andaba muy deprimido. Fue entonces cuando descubrí el libro que me salvó.

Acababa de perder a una persona muy querida. No, no es que no recordaba dónde estaba.

Empezaré de nuevo.

El sit-com de mi vida había llegado a un buen raiting y la actriz que interpretaba a mi ex pidió un aumento, como no se lo dieron pues sacaron al personaje.

Ok mi ex me dejó.

Bien era 2009, y tenía yo que hacerme de una nueva vida. Porque pasa que cuando llevas muchos años con una persona y hacen planes juntos prácticamente uno termina cimentando su idea del futuro, de sus planes y hasta de su propia identidad basado en esa relación. Por lo que al acabarse de repente uno queda en la nada, sin base y por ello andaba muy deprimido. Y dormir de día y trabajar de noche quizá no ayudó. En fin.

Fue entonces cuando descubrí el libro que me salvó. El libro con el que paré de sufrir (al menos por periodos de tiempo), el libro que guiaría mi vida en adelante (OKno):

Cable and Deadpool.

Ya había leido yo Deadpool y siempre me gustó.  La historia en general de el títolo compartido, no la recuerdo muy bien, recuerdo que en alguna parte explican el origen de Apocalipsis, y en otra Deadpool cuenta un poco de su trasfondo.

Cable_&_Deadpool_Vol_1_1

Pero recuerdo que tienen una relación especial, que al final sí termina siendo una buena amistad. Algo un poco difícil de creer de Cable para con Deadpool. A diferencia de lo anterior de Deadpool, aquí tiene varias partes serias.

Recuerdo que en el comic alguna vez explicaban que Deadpool no paraba de hablar y de hacer bromas para no tener que pensar pues esto lo llevaba a deprimirse por todas las cosas que había pasado en su vida.

Pero, el asunto no es tanto sobre este comic, que bueno como dije es muy bueno y lo recomiendo. Se trata de que aquella vez, para variar,  hice algo que  uno debe tratar de recordar siempre cuando está deprimido: Hay que tratar de buscar y de alimentar la mente con algo divertido, alegre y/o positivo y no hacer lo contrario que es lo que normalmente la depresión nos llama a hacer, lo cual termina siendo muy destructivo.

 

Cómo me hice fan de Foo Fighters

En 1994 el ex-baterista de Nirvana, Dave Grohl, formó la banda Foo Fighters. Dave grabó todo el disco solo, tocando todos los instrumentos. Y luego buscó a Pat Smear, Nate Mendel, y William Goldsmith para formar la banda. La banda debutó en 1995.

Estaba en el tercer grado de secundaria y Nirvana era la banda que más escuchaba. En ese tiempo aprendí a tocar la guitarra  con  el Unplugged in New York de Nirvana, porque a mi y a mi entonces mejor amigo nos gustaba mucho y él tenía un libro con los tabs. No había internet como ahora, así que no se quién se lo fotocopió.

libro

Poco tiempo despues un amigo me dijo “hey mira Nirvana sigue pero ahora canta el baterista”. Claro que no era así, en realidad se trataba de una nueva banda. El hecho fue que corrí, literalmente y con la expresión que se muestra en la imagen a continuación a comprarme el cassette después del colegio.
bobDesde que escuché el cassettte de Foo Fighters me gustó mucho y lo escuchaba seguido. Pero resulta que a nadie más de entre mis conocidos le gustó. Así que por años de años pensé que era el único fan de Foo Fighters en mi ciudad.
cassette

Y seguí a la banda y cada nuevo disco me encantó. Y luego el resto de proyectos de Dave. Ya en 2008 encontré a otros fans y formamos una banda que no llegó a mucho porque por motivos personales decidí irme del país en 2009.

Hasta ahora Foo Fighters sigue siendo una de mis bandas favoritas, a veces la número 1.

¿Somos la suma de nuestras partes?

Somos la suma de nuestras partes? Seguiríamos siendo la misma persona, si cambiamos un factor.

Ayer estaba haciendo sapping y me topé con esa película Al diablo con el diablo con Brendan Freiser. #SpoilerAlert.

Nota a parte: Brendan me hace gracia con sólo ver su cara.

Básicamente la premisa de la película es que el personaje principal le vende su alma al diablo por un número de deseos. Entonces cada vez que el desea algo lo que pasa es que se ve prácticamente en la vida de otra persona.

El asunto es que el hecho de que al concedérsele sus deseos el personaje cambiase tanto de una persona a otra que hizo que me pregunte, ¿qué tanto de el conjunto de nuestras características somos lo que llamamos yo?

¿Somos la suma de nuestras partes? ¿Seguiríamos siendo la misma persona, si cambiamos un factor?

eileELT21B5wfHthZIDxdiaoztH

Por ejemplo, en la película él desea ser un gran atleta o algo así y  cambia a un basketbolista estúpido pero se arrepiente al enterarse de que tiene un pene pequeño. Luego pide ser un intelectual famoso y cambia a un escritor homosexual inteligente.

5750109_std

¿Seguía siendo la misma persona el basketbolista y el escritor?

¿Es más si el escritor es homosexual por qué se asustó y dejó de querer ser quien era? Solo por el hecho de que recordaba no haber sido homosexual ahora le molestaba serlo. Y de hecho hay una contradicción. Porque el escritor, al menos románticamente estaba interesado en el mismo interés amoroso que el personaje de Brendan desde el principio, es decir en una mujer. Sin embargo no pudo lograr una erección con ella. Si bien puede que en realidad a su nuevo yo no le exciten las mujeres, románticamente sí tenía interés. Nota aparte: en la vida real hay gente que es homosexual y no homoromántica. Incluso hay gente asexual que tiene interés romántico en otras personas.

Esto me recordó una una conversación en facebook donde un amigo decía que siendo él heterosexual, la idea de tener sexo con otro hombre le era repulsiva. Y una amiga le preguntó: “Y si te ofrecieran que por arte de magia por un momento te gustasen los hombres para que disfrutes por ese momento el sexo con otro hombre, ¿aceptarías?”  mi amigo contestó que de cambiársele su gusto de esa manera simplemente ya no sería él mismo ya que considera que su heterosexualidad es parte importante de su personalidad.

Creo que tiene razón si definimos “tú mismo” como la imagen que tienes de ti. Porque mientras tu conciencia tuviese continuidad y estuviera en este nuevo personaje que es igual pero diferente solo en ese aspecto, igual serías tu.

Definiendo “tú mismo” como tu conciencia prácticamente no importaría que factores cambien de tu personaje.

Y creo que uno es más la conciencia de uno mismo que ningún otro factor.